SHOP

NY Not Dead: el regreso de la Semana de la Moda de Nueva York!

ÚLTIMAS NOTICIAS

BANKSY: GENIUS OR VANDAL?: LA GRAN MUESTRA INTERNACIONAL LLEGÓ A BUENOS AIRES

  “Banksy: Genius or Vandal?”, la mega exhibición internacional de obras originales del artista británico, ya fue vista por más de 1 millón de personas...

LAS METAPOSIBILIDADES DEL MUNDO PHYGITAL

Por Cata Greloni Pierri El mundo se transforma cada vez más rápido y grandes industrias como las del entretenimiento, la moda y la música son...

METAVERSO, ¿QUÉ ES ESTA PALABRA TAN TRENDY?

  Si hay una palabra que escuchamos y leemos todo el tiempo relacionada con las nuevas formas de interactuar con la tecnología, esa es el...

Por Josefina Martínez

Mientras que el mundo sigue guardando distancia social, usando máscaras y lavándose frecuentemente las manos, Nueva York inauguró el calendario de la moda que recorrerá las cuatro capitales.

Comenzó una nueva NYFW y con él la marca emergente que hay que seguir de cerca: la nativa de Chicago, Maisie Schloss, que formaba parte del equipo de diseño de Yeezy, donde entró a través de un programa de incubación. Con el capital inicial de Kanye West, el año pasado lanzó su propia etiqueta, Maisie Willen. Conociendo de donde viene, tiene sentido que admiremos semejante riqueza textil.

Los formatos de las presentaciones variaron entre films, un híbrido entre lookbook y campaña y shows físicos, que contaron con poco público y suficientes medidas anti-Covid. Éste fue el caso de Jason Wu, quien abrió el ciclo el domingo pasado, con una pasarela inspirada en las paradisíacas playas de Tulum (¿Quién no tiene ganas de volver a viajar?).

Carolina Herrera, en cambio, presentó un mini documental de 17 minutos, The Conversation. Una charla íntima en el living de la icónica diseñadora de Venezuela de 81 años, junto a su designado director creativo, Wes Gordon. Desde por qué a CH le gusta el color amarillo en la indumentaria, hasta sus noches en Studio 54 con Andy Warhol en los 80 y su asistencia a la MET Gala en tiempos de Diana Vreeland. Después de todo, valió la pena privarnos del habitual despliegue de color y charm de esta etiqueta.

Rodarte nunca pasa desapercibida (y eso que no tuvo a Bella Hadid caminando en una iglesia como el último febrero). La marca renovó sus sueños dramáticos, decretando que no piensa abandonar las flores, presentes en estampados y coronas con velos, que acompañaron siluetas de los 40. La colección se retrató en California, lugar de nacimiento de las diseñadoras, hermanas y cineastas, Kate y Laura Mulleavy.

Con una casita de jengibre de fondo muy Hansel y Gretel, Anna Sui llenó su propuesta de bordados, volados, bermudas y vestidos de fiesta, en combinación con medias y ojotas. Resaltamos el maquillaje que co-creó la diseñadora junto a la gran Pat McGrath, de efecto cara lavada y margaritas en la sien. ¿Acaso se inspiró en Jules, el personaje de Hunter Schafer en Euphoria? Mención aparte a los pilusos y bags de crochet de material reciclado, aportes de las marcas Gifted Acorn y Birdiepurl respectivamente. 

Tom Ford se encargó del cierre, quien le confesó a Vogue que en tiempos de pandemia “No estaba seguro de poder hacer una colección, sentí que la moda simplemente debería entrar en hibernación durante un año”. Por supuesto que no lo cumplió y nos dió camisas desabrochadas, pantalones de seda y vestidos con estampados salvajes al cuerpo, mostrando piel y un mensaje implícito de que la vida (y la moda) deben continuar. Para hombre y mujer, las modelos de los 70 Pat Cleveland y Donna Jordan, así como su época al frente de Gucci, le sirvieron para el estilismo y la incorporación del logo de marca en las cinturas, que nunca vienen mal. El espíritu fue el opuesto a Khaite, que con blanco, negro y un toque de marrón, vistió de oscuridad a un trío de mujeres fuertes, encabezado por Irina Shaik. Así y todo, la próxima temporada no necesitaremos más que sus chaquetas de cuero, vestidos vaporosos y sweaters rústicos. 

También leé: LB TALKS: BENITO FERNÁNDEZ LLEVA EL CAMBALACHE A NYFW

Por limitaciones sanitarias y de producción, las leyendas de la Gran Manzana Marc Jacobs, Michael Kors y Ralph Lauren dieron un paso al costado en esta edición. Sumado a que Gabriela Hearst probará suerte en la Semana de la Moda de París, hubo un vacío que se notó, y mucho. Aprovechamos para felicitar a la uruguaya por ser la Diseñadora de Indumentaria Femenina del Año según el CFDA. Le ganó a Jacobs, Brandon Maxwell y Mary-Kate y Ashley Olsen (The Row), ceremonia virtual oficiada por Tom Ford, su sofisticado presidente. 

Podés leer: COPENHAGUEN FASHION WEEK: COLORISTAS Y SUSTENTABLES

TAGS!

ÚLTIMAS NOTICIAS

BANKSY: GENIUS OR VANDAL?: LA GRAN MUESTRA INTERNACIONAL LLEGÓ A BUENOS AIRES

  “Banksy: Genius or Vandal?”, la mega exhibición internacional de obras originales del artista británico, ya fue vista por más de 1 millón de personas...

LAS METAPOSIBILIDADES DEL MUNDO PHYGITAL

Por Cata Greloni Pierri El mundo se transforma cada vez más rápido y grandes industrias como las del entretenimiento, la moda y la música son...

METAVERSO, ¿QUÉ ES ESTA PALABRA TAN TRENDY?

  Si hay una palabra que escuchamos y leemos todo el tiempo relacionada con las nuevas formas de interactuar con la tecnología, esa es el...

DESDE JUSTIN BIEBER A SELENA GÓMEZ, LAS REVELACIONES DE HAILEY BIEBER EN UN PODCAST

  Se estrenó la entrevista de Hailey Bieber con Alexandra Cooper en el podcast Call Her Daddy donde habló de TODO. Les compartimos algunos highlights...

BUY NOW!