WE LOVE

Le Gran Prix: todo lo que tenés que saber del fiestón de anoche

09 Noviembre 2018

Por Leandro Infante

Es una de los eventos más importantes y esperados en el calendario porteño. Año a año, el Prix de Barón B combina glamour, caballos y solidaridad en una misma ocasión. Le Banana estuvo allí una vez más y te mostramos los mejores looks y todos los detalles de la nueva edición.

Dos caballos inmensos en color dorado desde el pórtico de entrada del imponente Hipódromo de Palermo auguraba la fantasía que sería una vez adentro, una paleta de colores que apuntó de lleno al dorado y negro, colores emblema de la etiqueta del espumante, flores hechas en papel, raso y lentejuelas que revestían el living, caballos de carrusel que sirvieron para las cientas de fotos, stories y posteos, un stand de make up y una pista de baile con guiños art decó, por supuesto, todo ideado por el ambientador Javier Iturrioz, hacedor de todas las grandes producciones del famoso Prix.

La música estuvo a cargo del Grupo Sarapura, con la dirección de Chule Bernardo, acompañado por su mujer Puli Demaria: "Los 70, 80 y 90 en clave electrohouse son mis elegidos para la noche, con los clásicos de todos los tiempos que incluyen a Madonna y Michael Jackson. Cumplen con las expectativas de todos los que asisten a la fiesta y a la diversidad de edad que se presenta. No van a faltar los remix que hacemos, además de los hits latinos de Ricky Martin, Luismi o Enrique Iglesias" asegura Chule, director y creador de Sarapura, quien además diseñó la pista de baile, la cual contó con más de 1200 disco balls espejadas de unos 20 cm de diámetro que colgaban del techo, y aportaron un efecto especial.

En cuanto a la moda, los fascinators fueron el must have del dress code de la famosa fiesta anual. Una vez más, Laura Noetinger fue la milliner elegida por la mayoría de las asistentes: Andrea Frigerio, Sole Ainesa, fundadora de Le Banana, Puli Demaria, Nicole Neuman, entre otras, fueron algunas de las que se decantaron por ella.

Los vestidos fueron otros de los grandes protagonistas de la noche. Algunos con grandes apuestas al color, otros fueron por los estampados o las aberturas laterales; también hubo vibras sixties y mucho nude. Estos fueron nuestros looks favoritos:

Además del glamour y del festín que se presenta en el Hipódromo, el Prix de Barón B no deja de tener un fin benéfico: ayudar a la Institución Fátima, un centro educativo terapéutico que se dedica a recibir niños, jóvenes y adultos con sordoceguera y discapacidades múltiples en la base sensorial, algo para destacar sin lugar a dudas.

¡Hasta el próximo año!

comentarios